Tratamientos del Cabello

El 91% de nuestro cabello está formado por una proteína que contiene azufre, llamada queratina. Los factores que pueden alterar esta proteína son: el sol, el mar, la piscina, el secado y el calor. Regenerar esta proteína es lo que conseguimos con este tratamiento, devolviendo al cabello su brillo.

Es recomendable para cabellos dañados y con pérdida de grosor. Este tratamiento rellena el cabello. Su realización consta de cuatro sesiones, con un intervalo de quince días. Le da cuerpo, brillo y vitalidad al cabello. Su durabilidad es de dos meses, a partir de la última sesión.

Tras la taninoplastia tu melena tendrá un aspecto suave, liso y sedoso a prueba de encrespamiento. Un cabello hidratado y sano, gracias a la acción de los taninos.